Buscar
  • Romina Gayá

Oportunidades de la negociación MERCOSUR-EFTA


El comercio bilateral entre el MERCOSUR y la Asociación Europea de Libre Comercio (EFTA, por sus siglas en inglés) es muy bajo y se contrajo durante los últimos años. El conjunto integrado por Suiza, Noruega, Islandia y Liechtenstein representa apenas 1,4% de las exportaciones de mercancías del MERCOSUR y 1,5% de las importaciones, en tanto que el bloque sudamericano es destino de 0,9% de las ventas al exterior de EFTA y origen de 1,1% de sus compras externas. La mayor parte del intercambio birregional corresponde al comercio entre Brasil y Suiza.

Las exportaciones argentinas a EFTA alcanzan USD 1,3 mil millones y las importaciones rondan USD 620 millones. Las ventas al bloque europeo se componen casi exclusivamente de metales preciosos (principalmente oro y en menor medida plata) y otros productos relevantes son vinos, carnes, miel y frutas. Las compras a estos países, en cambio, se encuentran más diversificadas y se destacan los productos farmacéuticos y químicos, así como relojes, café en cápsulas e instrumentos de precisión.

Sin embargo, la relevancia del intercambio entre ambos bloques podría incrementarse con la suscripción del acuerdo birregional que comenzó a negociarse en 2017. Con un PIB per capita de más de USD 76 mil anuales, EFTA es un mercado de altos ingresos atractivo para el MERCOSUR. Aunque con un ingreso por habitante mucho más bajo, el bloque sudamericano ofrece a EFTA un gran mercado en términos de PIB y población.

Romina Gayá exponiendo ante empresarios y parlamentarios de EFTA en la Cámara de Comercio Suizo-Argentina acerca de las oportunidades y desafíos del acuerdo MERCOSUR-EFTA. Foto: Fernando Calviño.

En este escenario, las tratativas birregionales han despertado el interés de autoridades y empresarios de los países de EFTA: ejemplos de ello son la visita a Argentina de los reyes de Noruega y la presidenta de Suiza (en ambos casos, acompañados por importantes funcionarios y empresarios) y la reciente misión de parlamentarios de los cuatro países a

Argentina, Brasil y Uruguay.

La negociación incluye temas diversos como el comercio de mercancías (aranceles, medidas sanitarias y fitosanitarias, obstáculos técnicos al comercio, reglas de origen, etc.), comercio de servicios, inversiones, propiedad intelectual, comercio electrónico, contratación pública, desarrollo sostenible, entre otros.




Una de las razones detrás de la baja importancia relativa del comercio bilateral se encuentra en la estructura arancelaria de ambas partes, pues las alícuotas más elevadas se concentran en los sectores donde la contraparte es más competitiva. Por ejemplo, los aranceles de Suiza y Noruega para lácteos y otros productos de origen animal superan 100%. Si bien en el MERCOSUR los aranceles máximos son de 35%, entre los ítems más protegidos hay algunos donde los países de EFTA tienen ventajas comparativas (productos químicos, maquinaria y otras manufacturas). Así, pues, existen importantes oportunidades para estimular el intercambio bilateral aunque, claro está, la negociación no será sencilla.


Encuentro en la Cámara de Comercio Suizo-Argentina sobre oportunidades y desafíos del acuerdo MERCOSUR-EFTA. Foto: Fernando Calviño.

Si bien en el intercambio bilateral de servicios existen menos restricciones que en el de mercancías (con excepción de Brasil), existe potencial que no se encuentra plenamente aprovechado. Entre los sectores con mayores oportunidades para el MERCOSUR sobresalen servicios empresariales y profesionales (por ejemplo, para que las empresas de EFTA exporten desde el MERCOSUR al resto de América Latina y Estados Unidos), software, ingeniería y ensayos y análisis clínicos, mientras que servicios financieros, seguros, ingeniería y transporte marítimo ofrecerían más oportunidades a los proveedores de EFTA.

En materia de inversiones, solamente Suiza cuenta con acuerdos bilaterales con los países del MERCOSUR (aunque el tratado con Brasil no se encuentra vigente). Mediante la creación de un marco regulatorio previsible, el acuerdo podría incrementar el atractivo del MERCOSUR como destino de inversiones de los países de EFTA.

0 vistas

Argentina. 2020. Todos los derechos reservados.

  • Black Twitter Icon
  • Black LinkedIn Icon

Creado con wix.com

Suscribirse a la newsletter